martes, 8 de septiembre de 2009

EL DERECHO DE MORIR

por Marga Mangione. Buenos Aires, Ediciones Muestrario, 2009.

Confieso que quise leer este libro porque uno de los personajes es la aviadora Miriam Stefford. No es frecuente que aparezca en obras literarias; que yo recuerde, sólo la encontré en La Madriguera, de Tununa Mercado. 
Pero, a poco de comenzada la lectura, vi que la novela trasciende la presentación de esta suiza muerta trágicamente, y de Barón Biza, su marido, hijo de un pionero alemán. Es que Marga, con la inteligencia y la delicadeza que caracterizan sus trabajos, ha escrito un libro original, respetuoso de los personajes y las fuentes, y por sobre todo, profundo. En él, no sólo recorremos los meandros de una relación de décadas, sino que, además, nos internamos en el cerebro desquiciado de una mujer que ama a un fantasma. Su locura la lleva a un final imprevisible. La autora cuestiona el papel de la sociedad en ese desenlace: la mujer padecía una enfermedad, es verdad, pero el entorno -en aquel terrible fin de 2001- la abandonó a su suerte. 
Con esta historia mínima, y con la Historia con mayúscula, ha logrado Marga una novela que recomiendo, a la cual no pude dejar hasta llegar al final.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.